AnálisisEstrategia

Warhammer Total War II

Conquistar el mundo urdiendo malévolos planes. Defenderlos de las oscuridad. Vengar antigüas afrentas. Dominar el Vortice o destruirlo. Tu eliges. Pero elige sabiamente.

El juego

Total War Warhammer II es la continuación del éxito de su antecesor. Ésta vez nos desplazamos a Laustria, Ulthuan, Naggarond y Las Tierras del Sur en una carrera por dominar el Vórtice.

El juego tiene dos tipos de juego: la campaña por el Vórtice o la campaña de Imperios Mortales.

La primera nos permite jugas como los Altos Elfos, los Hombres Lagarto, los Elfos Oscuros o los hombres rata, los Skavens. Cada facción tiene sus propias unidades y su propia mecánica de juego en la carrera por el Vórtice. Deberemos conseguir nuevas ciudades que mejorar para que produzcan más oro con el que manejar nuestro imperio y mantener nuestros ejercitos. Al tiempo que hacemos poderosos rituales que nos daran ventaja sobre nuestros adversarios.

En Imperios Mortales ya no jugamos con el Vórtice y se pueden jugar con las facciones del Primer juego en un mapa combinado de ambos juegos, resultando en uno enorme. En este modo de juego deberemos destruir diversos enemigos y propone un reto mucho mayor.

La mecánica es sencilla y al mismo tiempo compleja de dominar. Partimos de una Capitan e iremos conquistando provincias para añadirlas al Imperio. Para hacerlo debemos contruir ejércitos, liderados por un poderoso héroe o hechicero y sus tropas que reclutaremos de entre los edificios que tengamos en esa provincia. Si no tenemos establos no tendremos caballos. Sin cuarteles no habrá infanteria. Pero si solo tenemos edificios militares no tendremos economía para mantener al ejército asi que el equilibrio es la clave que potencia y que no.

 

Movemos a nuestros ejercitos por el mapa pero cuando jugamos con ellos, “bajamos” a tierra para librar la batalla. Unas batallas impresionantes con  miles de soldados individuales luchando. Por ejemplo si nuestra caballeria tiene 40 jinetes veremos a 40 jinetes moviendose juntos. Lo que puede generar ralentización del ordenador si hay muchas unidades. Aunque no suele pasar.

La diplomacia también juega un papel importante ya que la opciones diplomáticas son muy extensas y le otorgan una profundidad muy interesante al juego. Con alianzas, tratados de comercio y guerras.

Es un juego muy interesante que ofrece miles de horas de juego para entretenernos y tiene mucha rejugabilidad puesto que la campaña la puedes jugar solo o en cooperativo con un amigo. Juntos o enfrentados.

Click The Pixel recomienda:

Es un muy buen juego de estrategia que te hace plantearte tus estrategias muy bien no sea que pierdas demasiadas batallas o que no puedas mantener a tus ejercitos.

Conclusiones:

Es un muy buen juego de estrategia que ofrece un buen balance entre horas de juego y dinero que invertimos. Con el añadido de que no todos los DLC que salen son de pago.

RESUMEN DEL JUEGO
PUNTOS POSITIVOS.
+ Balance Calidad/Precio muy bueno.
+ La cantidad de horas que le vamos a dedicar a la campaña es muy alta.
+ Tiene una rejugabilidad muy alta.
+ Mecánicas de juego muy entretenidas y retadoras.
+ La campaña se puede jugar en coop.
PUNTOS NEGATIVOS.
– Los DLCs de pago son caros.
– Puede llegar a ser un poco abrumador al principio a jugadores noveles.
– Necesitas un ordenador medianamente potente para jugarlo en condiciones.

Daniel Sánchez

We need more minerals!

 

Review Overview
9.0

Un juegazo para los amantes de la estrategia

User Rating: 0 ( 0 Votes )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Clickthepixel.net

¡Estamos aquí!
¡We are not here yet! ¡Wait for us!